ATARDECER

ATARDECER
Remar mar adentro

20/1/10

Oración de la liturgia ortodoxa

Te damos gracias,
Señor Amante de los hombres,
Rey de los Siglos
y dador de todo lo bueno,
porque has derrumbado
la valla separadora de la enemistad,
has conferido la paz al género humano
y has concedido también la pacificación
a nosotros tus siervos.
Confirma tu temor en nosotros,
consolida el amor entre nosotros
y apaga toda animadversión
en nuestros corazones,
alejando de ellos
todos los motivos de conflicto,
pues Tú eres nuestra paz
y a Ti te damos gloria,
¡oh, Padre, Hijo y Espíritu Santo!
ahora y siempre
por los siglos de los siglos.
Amén.O

Oración de la liturgia ortodoxa “para los que se reconcilian después de la enemistad”

No hay comentarios: