ATARDECER

ATARDECER
Remar mar adentro

31/1/10

ADELA FRIGOLET MORENO


Hoy hemos despedido a Adela, Adelita como cariñosamente muchos la llamaban, una mujer fuerte, que ha llevado con gran dignidad su enfermedad. José Antonio, su marido, y sus hijas Estibaliz y Amaya han podido comprobar como y cuanto queríamos a Adela. El Dios de la Vida seguramente ya la tiene con Él disfrutando de sus manualidades.(http://www.vazquezdiaz.org/afm.htm )En la Parroquia de San Bartolomé de Nerva la recordaremos siempre por su fe y entrega, en la catequesis.... El año pasado hizo el pregón de Semana Santa. Cuanto la querían sus niñas de catequesis. Ahora participaba en los grupos de la oración creyente y animaba la liturgia de los domingos. Su sola presencia en la Misas de la parroquia de los domingo era ya un estimulo para todos a seguir tras los pasos de Jesús. A ella le toco en "suerte" llevar la Cruz de Cristo en su enfermedad y ahora el Padre le ha dado el premio de la Vida Eterna. Adela no te olvidaremos.

24/1/10

Haití, una llamada a ser testigo de la compasión de Dios.


Dios nuestra esperanza,

te confiamos las víctimas del terremoto en Haití.

Desconcertados por el incomprensible sufrimiento de inocentes,

ayúdanos a ser testigos de tu compasión. (Taizé)

En estos días todos nos sentimos conmovidos ante las imágenes que nos muestran los medios de comunicación sobre el terremoto de Haití. Muchos se preguntan: ¿Dónde estaba Dios? ; ¿estaba Dios en Haití? El ser humano se revela ante el mal, si es de los inocentes más, y no encuentra una respuesta adecuada. Muchos alzan su voz estos días negando la existencia de Dios. Por qué si Dios es bueno permite esto. ¿Es verdad que Dios no hace nada?

Monseñor Sebastián, Arzobispo emérito de Pamplona, se preguntaba hace unos días: ¿Podemos culpar a Dios? Qué fácil es culpar a Dios de todos los males, pero que pocas veces nos acordamos de Él para darle gracias por lo que tenemos y Él nos da. La Revelación nos dice que Dios ha creado todo por amor, todo lo hizo bueno dice el Génesis y lo puso en las manos de los hombres. Otra cosa es cómo utilizamos la obra maravillosa que Dios nos ha dado.

´´La verdad es que los hombres no utilizamos bien los abundantes recursos que Dios ha puesto en el mundo´´. En nuestros egoísmos nos comportamos como niños pequeños que no queremos compartir nuestros juguetes con los demás niños. Lo mío es para mí y lo tuyo también. Como dice Monseñor Sebastián: Si los hombres fuéramos más justos y más sensatos buscaríamos siempre el bien de todos. Queremos disfrutar del mundo sin compartirlo. Luego la culpa del sufrimiento de nuestros hermanos la tiene Dios. ¿También tiene Dios la culpa de la existencia de un "primer mundo" y "tercer mundo". Dios quiere un mundo de hermanos que disfrutan juntos de los bienes. Somos nosotros los responsables de de nuestros hermanos. ¿Dónde está tu hermano? Es la pregunta que constantemente nos hace Dios a cada uno de nosotros.

Dios no es impasible ante el sufrimiento de los hombres. Ha enviado a su Hijo, que como dice el prologo del Evangelio de San Juan. "A los suyos vino y los suyos no le recibieron". También nosotros seguimos rechazándolo, nos creemos autosuficientes y no queremos la ayuda de Dios. Pero el amor de Dios es tan grande que aún sabiendo esto, se hizo vulnerable en su Hijo. Nadie puede decir que Dios se haya mostrado insensible al dolor de los hombres. El mismo ha entrado en el mundo de la pobreza y del sufrimiento. El mismo ha entrado en el mundo de la pobreza y del sufrimiento. En Jesús, en su entrega por nosotros, Dios nos sigue mostrando la verdad de su amor para que creamos en El, para que nos dejemos guiar por El, para lleguemos a construir, con su ayuda, un mundo de hermanos en donde el dolor sea vencido por el amor. No debemos hablar de los castigos de Dios. Tenemos que hablar de la obstinación de nuestra soberbia, de las consecuencias de nuestros pecados.

Así pues ¿y Dios, dónde estaba? Sin duda que no estaba jugando al golf, recordaba el nuevo Arzobispo de Oviedo, haciendo turismo estirado o distrayéndose podando bonsáis. Dios estaba en las víctimas, muriendo con ellas una vez más. Pero también está en la gente que está entregado su tiempo, su dinero, sus talentos y saberes para ayudar a sus hermanos: ahí están las manos de Dios repartiendo ternura, ahí sus labios diciendo palabras consoladoras, ahí sus silencios cuando es callando como se dicen las mejores cosas, ahí su corazón cuando sabe palpitar con el latido de la gente que tiene entraña.

Dios es siempre fuente de vida y de amor, también en los momentos de tribulación y de muerte. Cada vez que pensamos en los demás, en aliviar la pena del que sufre estamos dando aliento y dibujando una sonrisa en la vida del otro. Eso e s lo que Jesús ha hecho por nosotros, no lo olvidemos.

TE QUIERO ALABAR

Como los paisanos de Jesús fijemos nuestra mirada en Él. En Jesú se nos ha manifestado el amor compasivo y tierno de un Dios que siempre está a favor de los pequeños, de los humildes y pobres de la Tierra. Jesús es Buena Noticia para todos. Feliz Domingo.

SOMOS CATÓLICOS, BIENVENIDOS A CASA

Os invito a visualizar este vídeo que invita a volver a casa, a la Iglesia Católica (pinche aquí para verlo).

21/1/10

HAITÍ EN EL CORAZÓN

Dios nuestra esperanza,
te confiamos las víctimas del terremoto de Haití.
Desconcertados por el incomprensible sufrimiento de inocentes,
ayúdanos a ser testigos de tu compasión.

TAIZÉ

Oración de Isaac de Ninive

Oh Dios,
hazme digno de comprender el misterio de tu amor,
expresado en tu manera de cuidar amorosamente el mundo sensible,
en las obras de la creación
y en el misterio de la muerte de tu Amado
.
Isaac de Nínive

ORACIÓN A LA VIRGEN

Revelándote a ti,
oh doncella,
el decreto decisivo antes de la eternidad,
se encontraba Gabriel ante ti,
te besó y te dijo:
Alégrate,
tierra no sembrada,
alégrate zarza que arde sin consumirse,
alégrate,
profundidad insondable,
alégrate,
puente que conduce al cielo
y alta escalinata que Jacob contempló;
alégrate,
vaso que contiene el maná divino;
alégrate,
tu que deshaces la maldición;
alégrate,
tú que eres la vocación de Adán.
El Señor está contigo.


Stijira para la Fiesta de la Anunciación del Señor.

20/1/10

Oración de la liturgia ortodoxa

Te damos gracias,
Señor Amante de los hombres,
Rey de los Siglos
y dador de todo lo bueno,
porque has derrumbado
la valla separadora de la enemistad,
has conferido la paz al género humano
y has concedido también la pacificación
a nosotros tus siervos.
Confirma tu temor en nosotros,
consolida el amor entre nosotros
y apaga toda animadversión
en nuestros corazones,
alejando de ellos
todos los motivos de conflicto,
pues Tú eres nuestra paz
y a Ti te damos gloria,
¡oh, Padre, Hijo y Espíritu Santo!
ahora y siempre
por los siglos de los siglos.
Amén.O

Oración de la liturgia ortodoxa “para los que se reconcilian después de la enemistad”

Oración por la unidad de los cristianos

Señor nuestro Jesucristo, que momentos antes de la Pasión oraste por los que iban a ser tus discípulos hasta el fin del mundo, para que todos fueran uno, como tú estás en el Padre y el Padre en ti; compadécete de tanta división como existe entre quienes profesan tu fe.. .Derriba los muros de separación que divide hoy a los cristianos...

Mira con ojos de misericordia las almas que han nacido en una u otra comunión cristiana, obra de los hombres, que no tuya...

Atráelos a todos a esta única comunión que implantaste desde el principio:

a la Iglesia, Una, Santa, Católica y Apostólica...

Como en el cielo solamente existe una sociedad santa, que no exista en la tierra más que una comunión que confiese y glorifique tu santo nombre. Amén.

(Cardenal Newman)

Oración por Haití

Oh señor tu que nos escuchas:
Ayuda hoy al pueblo de Haití
en este día en el que, por todos ellos,

estamos en oración
Unidos te hacemos la petición:
Señor tu puedes calmar las penas
el sufrimiento que a Haití aqueja
por las vidas perdidas de tantos seres queridos:
padres, hijos , hombres y mujeres,

niños, sacerdotes, seminaristas y ancianos.

Bendice con el calor de tu mano
y abraza a los sufridos haitínianos
Que llegue hasta esos hermanos

una inmensa solidaridad
Oh Señor te suplicamos

por este hermano pueblo destrozado,

extiende tus brazos sobre ellos

y llenalos de consuelo,

calma su dolor con tu gran amor.

Dale Señor fortaleza para resistir

y mucha fuerza para levantarse ante esta tragedia.

Bendicelos a todos amado Jesús.

Amén.

Javier leoz

Rezemos y ayudemos en nuestra medida a Haití

EN EL CORAZÓN DE LA TRAGEDIA

¡Es demasiado, Señor!

Nuestra mente no puede dar crédito a las imágenes que se van sucediendo.

Es imposible seguir mirando sin bajar los ojos.

Mires donde mires te topas con el dolor.

Y, Señor, hay allí tantas clases de dolor.

Allí está el sufrimiento del que grita.

El sufrimiento del que intenta huir.

El sufrimiento del que duda, del que se revela,

del que no acepta lo que estaba pasando.

El sufrimiento, de los que son empujados, sin piedad,

por la espectacularidad de la catástrofe…

Está: el sufrimiento de los familiares que ven, impotentes,

como devora la tragedia, a sus seres más queridos.

El de las madres al desprenderse de sus hijos.

El dolor de los supervivientes ante la calamidad.

La impotencia cuando el desastre se calma.

El miedo a lo que pueda volver a venir.

La búsqueda de vida donde sólo se vislumbraba muerte…

¡Qué abanico de realidades encierra lo que está sucediendo!

La mente humana, con todo lo que tiene de grandiosidad,

no puede llegar a asimilar la magnitud de la catástrofe.

¡Qué multitud de sentimientos desplegaba nuestro corazón herido!

¡Qué impotencia, qué dolor!

Y Tú los sentías todos, Señor.

Tú, has sufrido en vivo y en indirecto, demasiadas catástrofes.

Tú, viste, temblar la tierra, desde la Cruz.

Tú, Señor, estabas en cada uno de ellos,

aunque a nosotros nos fuera imposible reconocerte.

Tú sufriste en tu cuerpo y en tu alma todos los sufrimientos del mundo

para que nadie pueda decir que no tiene sentido el dolor.

Tú diste sentido, al sinsentido, a la impotencia, a la humillación, al tedio,

al miedo, a la duda, a la soledad, a la cobardía, a la desesperanza.

Tú diste sentido a la huída, al desprecio, a la incoherencia.

Tú convertiste lo negativo en positivo,

lo insoportable en sublime, lo perecedero en inmortal.

Por eso te pedimos con fuerza, Señor,

que ahora hagas posible lo que para nosotros es… imposible.

Julia Merodio

19/1/10

SOLIDARIDAD CON HAITÍ

La red Cáritas se moviliza para socorrer a los damnificados por el terremoto de Haití y manifiesta también ahora su compromiso con los últimos y no atendidos allí donde se encuentren. Y ahora son nuestros hermanos haitianos los que necesitan de toda nuestra cercanía y apoyo”. Para que nos unamos al compromiso de Cáritas, como personas humanas y cristianas y apoyemos en lo que cada uno pueda, esta dolorosa tragedia. Roguemos al Señor.

Oración de San Efrén, el Sirío

Señor y Soberano de mi vida.
Líbrame del espíritu de indolencia, desaliento, vanagloria y de toda palabra inútil. Y concede a este tu siervo pecador el espíritu de castidad, humildad, paciencia y amor.
Sí, Rey mío y Dios mío, concédeme la gracia de conocer mis faltas y no juzgar a mis hermanos porque eres bendito por siempre.
Amén.
San Efrén, el Sirio

15/1/10

CAMBIO DE VALORES

Un laicista ¿rezando?

Nuestro presidente ha sido invitado por Obama a participar en el Desayuno Nacional de Oración de Estados Unidos. Claro está que conociendo la ideología laicista de Zapatero ha rehusado la invitación, pues no. Una "foto con el nuevo mesías" está por encima de cualquier otra consideración.
Así que veremos a un beligerante laicista en España ¿rezando?. Cuando en el 2006 Benedicto XVI celebró en Valencia la Misa de clausura del V Encuentro Mundial de las Familias nuestro presidente no fue, para no "contaminarse", ahora ha dicho que encantado de conocerte. así son las cosas

10/1/10

Hoy ha nevado

















El Dios de la Vida ha querido bendecirnos hoy en el día del Bautismo de su Hijo amado con nieve.
Feliz Domingo también nosotros somos hijos queridos y amados de Dios.

8/1/10

Un calendario según el espíritu zapateril

Sorprende el calendario oficial 2010 del Ayuntamiento de Logroño al no incluir las festividades tradicionales del calendario cristiano.

Para el calendario 2010 editado por el Ayuntamiento de Tomás Santos el día 6 de enero no es la festividad de Reyes sino el día después de la Cabalgata organizada por Radio Rioja.

El 3 de febrero tampoco es el día de San Blas, sino el día de la bendición de la rosquillas de San Blas. No hay ninguna alusión al Miércoles de Ceniza.

El 24 de febrero recoge El Maulid, celebración del Nacimiento de Mahoma; sin embargo no hay referencia al nacimiento de Jesucristo.

El 25 de julio, Santiago Apostol, ha dejado de celebrar al Patrón de España.

15 de agosto, La Asunción, es según el calendario el día de la Independencia de Pakistan.

En septiembre no se mencionan las tradicionales Fiestas de La Vendimia que se celebran en Logroño.

En octubre, no hay espacio el día 12 para la festividad de El Pilar , sí para Id Al Adha, la Fiesta del Cordero de la comunidad islámica (17 de noviembre).

Diciembre, día 8, no dice que es la fiesta de la INMACULADA CONCEPCIÓN, sólo que "El Colegio de Farmacéuticos celebra la Inmaculada

Como diría un amigo mío hay gente "pa to".

Un buen propósito para el nuevo año.

Al comienzo del año todos nos hacemos buenos propósitos. Un buen propósito sería crecer en la fe. Aquí os dejo un buen articulo que nos puede ayudar a reflexionar sobre que estamos haciendo con nuestra vida de fe:

CRISTIANISMO DESCAFEINADO
Se trata de un peligro real: pensar que uno es cristiano porque fue bautizado, porque recibió algunas charlas de doctrina, porque se educó en una escuela católica, porque hizo la primera comunión, tal vez porque también se confirmó.
En muchos casos, la formación religiosa se redujo luego a un barniz tenue y tranquilizante. Lecturas más o menos buenas sobre la fe, sobre la Iglesia, sobre la moral. Convicciones formadas a partir de experiencias, sin confrontarlas con el Catecismo de la Iglesia Católica o con la ayuda de algún católico bien formado. Críticas recogidas aquí o allá, en un programa de radio o televisión, en una novela saturada de rabia contra la Iglesia, en una conferencia de un ilustre profesor lleno de títulos, sofismas y medias verdades (que son a veces peores que medias mentiras)...
Al final, muchos viven según un coctel confuso de ideas movedizas. Más o menos se acepta la Trinidad, pero Cristo es visto en algunos casos simplemente como un gran hombre, o incluso como un extraterrestre. Muchos no tienen claro si resucitó de veras, si fundó la Iglesia. Más o menos se recuerdan los mandamientos, pero se dejan de lado a la hora de controlar la propia sensualidad y soberbia, o cuando hay que vivir la justicia social y el respeto a la fama del próximo. Más o menos se sabe que existe la misa dominical y el sacramento de la confesión, pero quedan reservados para ocasiones especiales: el día de bodas, el bautizo de los hijos o de un sobrino. No es raro encontrar a alguno que sólo se confiese en el funeral de sus familiares para, al menos, hacer la comunión ese día..
Parece todo opinable y criticable
Las dudas de moda entran y ocupan un lugar importante en el propio corazón. Se empieza a atacar al Papa y a los obispos por las “riquezas” de la Iglesia, por la falta de adaptación a los tiempos modernos, por el preocuparse tanto de la moral privada y poco de la justicia social. Se dice que haría falta dejar el celibato y permitir el sacerdocio femenino. Se defiende la libertad de opinión respecto a los dogmas para dejar de lado “ideas medievales” como las que hablan del demonio o del infierno.
Al final, uno llega a pensar que sería capaz de mejorar la Iglesia. Cree que ya sabe más que el Papa y los obispos. Estaría incluso dispuesto a darles consejos y a dirigir sus pasos para una “buena” modernización de la Iglesia, más tolerante, más adaptada a los tiempos que corren, más comprensible para la gente, más benigna con los pecadores (si es que todavía se acepta que existe algo que se llama “pecado”).
Dicen que la ignorancia es atrevida. Quizá habría que añadir que sin fe profunda, sin oración sincera, sin caridad alegre, sin obediencia redentora, podemos llegar a formas descafeinadas de vivir que son todo menos verdadero cristianismo
Trabajando en fidelidad
Hace falta mucha valentía para romper con un pensamiento confuso que buscan imponer ciertos grupos de poder. El Evangelio es mucho más fuerte que mil mentiras. En Roma brilla una luz particular para los corazones grandes. Quien estudia y acoge la Biblia, las enseñanzas del Papa, los documentos de los concilios, caminará seguro.
Dios lleva el timón de su Iglesia. Dentro de la barca, muy unidos al Papa y a los obispos, podremos vivir un cristianismo verdadero, que viene directamente del Padre, que fue manifestado por el Hijo, que es iluminado por el Espíritu Santo, que acoge a María como Madre de todos los creyentes.
Será posible, entonces, tomar un compromiso serio por estudiar la propia fe, por leer los Evangelios, por asimilar el Catecismo, por vivir los sacramentos.
Habrá un trabajo serio para hacer realidad el principal mandamiento: la caridad. Que implica darse a todos, perdonar al enemigo, buscar maneras de levantar al caído, escuchar y dar afecto al anciano, visitar al enfermo.
Habrá un deseo profundo de orar, porque lo pide el Maestro, porque lo necesita el corazón, tan hambriento de luz y de fuerzas en un mundo que nos arrastra a una vida fácil y sin sentido.
Habrá un cristianismo auténtico y verdaderamente católico (universal), porque la fe será madura y sincera. Porque esa fe no es “una mera herencia cultural, sino una acción continua de la gracia de Dios que llama y de la libertad humana que puede o no adherirse a esa llamada” (Benedicto XVI, Valencia 9 de julio de 2006). Porque esa fe iluminará toda la casa y a todos los hombres que se acerquen a ella (cf. Mt 5,14-16). Porque seremos capaces de participar en la plenitud del Dios Bueno... (cf. Jn 1,16).
Autor: Padre Fernando Pascual, L.C.
Fuente: www.churchforum.org

6/1/10

Niños italianos escriben una carta a Jesús

Lo recoge mi amigo Rafael en su blog y me parece muy tierno. La inocencia de los niños siempre nos presentan a un Dios cercano y amigos de los pequeños, que con su sabiduría hacen teología.

EL MEJOR REGALO

Hoy los magos confiesan y testimonian con sus regalos. Nosotros deberíamos tratar de regalar al mundo nuestro testimonio de nuestra fe, sin miedo y sin vergüenza. Es el mejor regalo que podemos hacer. Nuestro mundo necesita del Niño que ha nacido en Belén. En medio de nuestras oscuridades hemos recibido la luz de la fe. El mejor regalo que podemos dar a los demás es: ser nosotros mismos estrellas que indican el camino que conduce hacia el portal de Belén a todos los que buscan a Cristo, sin saberlo.


ALMA DE CRISTO



Alma de Cristo, santifícame.
Cuerpo de Cristo, sálvame.
Sangre de Cristo, embriágame.
Agua del costado de Cristo, lávame.
Pasión de Cristo, confórmate.
¡Oh, buen Jesús!, óyeme.
Dentro de tus llagas, escóndeme.
No permitas que me aparte de Ti.
Del maligno enemigo, defiéndeme.
En la hora de mi muerte, llámame.
Y mándame ir a Ti.
Para que con tus santos te alabe.
Por los siglos de los siglos. Amén

LA CARTA

Carta
View more presentations from petsdb.

3/1/10

Un poema para el comienzo del año.




Cuando lo leas, no digas nada, respira y permanece ahi, por si el pajaro del alma te estuviera buscando.

El Pájaro del alma (Mijal Snunit)





Hondo, muy hondo,

dentro del cuerpo habita el alma.

Nadie lo ha visto nunca

pero todos saben que existe,

saben tambien lo que hay en su interior.



Dentro del alma,

en su centro,

esta, de pie sobre una sola pata,

un pájaro: el pájaro del alma.

El siente todo lo que nosotros sentimos.



Cuando alguien nos hiere,

el pájaro del alma vaga por nuestro cuerpo,

por aqui, por alla, en cualquier direccion,

aquejándode fuertes dolores.



Cuando alguien nos quiere,

el pájaro del alma salta,

dando pequenos y alegres brincos,

yendo y viniendo,

adelante y atrás.



Cuando alguien nos llama por nuestro nombre,

el pájaro del alma presta atención a la voz

para averiguar qué clase de llamada es esa.



Cuando alguien se enoja con nosotros,

el pájaro del alma se encierra en si mismo

silencioso y triste.



Y cuando alguien nos abraza,

el pájaro del alma,

que habita hondo, muy hondo, dentro del cuerpo

crece, crece,

hasta que llena casi todo nuestro interior.

Atal punto que hace bien el abrazo.



Dentro del cuerpo,

hondo, muy hondo, habita el alma.

Nadie la ha visto nunca,

pero todos saben que existe.

Hasta ahora no ha nacido hombre sin alma.

Porque el alma

se introduce en nosotros cuando nacemos,

y no nos abandona

ni siquiera una vez mientras vivimos.

Como el aire que el hombre respira

desde su nacimiento hasta su muerte.



Seguramente quieres saber

de qué esta hecho el pájaro del alma

Es muy sencillo:

esta hecho de cajones y cajones;

pero estos cajones

no se pueden abrir así nada más.

Cada uno esta cerrado por una llave muy especial.

Y es el pájaro del alma

el único que puede abrir sus cajones

¿Cómo? tambien esto es muy sencillo:

con su otra pata.



El pájaro del alma está de pie sobre una sola pata;

con la otra -doblada bajo el vientre a la hora del descanso-

gira la llave, moviendo la manija, y todo lo que hay dentro

se esparce por el cuerpo.

Y como todo lo que sentimos tiene su propio cajón,

el pájaro del alma tiene muchisimos cajones.



Un cajón para la alegria

y un cajón para la tristeza,

una cajón para la envidia

y un cajón para la esperanza,

un cajón para la decepción

y un cajón para la desesperación,

un cajón para la paciencia

y un cajón para la impaciencia

También hay un cajón para el odio

y otro para el enojo

y otro para los mimos.



Un cajón para la pereza

y un cajón para nuestro vacio,

y un cajón para los secretos mas ocultos

(este es un cajón que casi nunca abrimos)

y hay más cajones

También tú puedes añadir todos los que quieras.



Aveces el hombre puede elegir

y señalar al pájaro qué llaves girar y qué cajones abrir.

Y a veces es el pájaro quien decide;

Por ejemplo:

el hombre quiere callar

y ordena al pájaro abrir el cajon del silencio;

pero el pájaro, por su cuenta, abre el cajón de la voz,

y el hombre habla ya habla y habla.



Otro ejemplo;

el hombre desea escuchar tranquilamente,

pero el pájaro abre, en cambio, el cajón de la impaciencia:

y el hombre se impacienta.



Y sucede que el hombre sin desearlo siente celos;

y sucede que quiere ayudar y es entonces cuando estorba.

Porque el pájaro del alma no siempre un pájaro obediente

y a veces causa penas....



De todo esto podemos entender que cada hombre es diferente

por el pájaro del alma que lleva dentro.

Un pájaro abre cada mañana el cajón de la alegría;

la alegría se desparrama por el cuerpo

y el hombre está dichoso.



Otro pájaro abre, en cambio el cajón del enojo;

el enojo se derrama y se apodera de todo su ser.

Y mientras el pájaro no cierra el cajon, el hombre continua enojado.



Un pájaro que se siente mal,

abre cajones desagradables;

un pájaro que se siente bien, elige cajones agradables.

Y lo que es más importante;

hay que escuchar atentamente al pájaro.



Porque sucede que el pájaro del alma nos llama,

y nosotros no lo oimos.

¡¡Que lástima!!

Él quiere hablarnos de nosotros mismos,

quiere platicarnos de los sentimientos que encierra en sus cajones.



Hay quien lo escucha a menudo.

Hay quien rara vez lo escucha

y quien lo escucha solo una vez.



Por eso es conveniente

ya tarde, en la noche,

cuando todo esta en silencio,

escuchar al pájaro del alma

que habita en nuestro interior,

hondo, muy hondo, dentro del cuerpo.



Mijal Snunit

LLEGASTE TU

Lo más fascinante de nuestro tiempo.

FELIZ AÑO NUEVO


He aquí lo más fascinante
de nuestro tiempo:
penetrar en la más alta contemplación
y permanecer mezclado con todos,
hombre entre los hombres.
Diría aún más: perderse en la muchedumbre
para impregnarla de lo divino,
como se empapa un trozo de pan en vino.
Diría aún un más: siendo participes de los designios de Dios
sobre la humanidad,
trazar en la multitud estelas de luz
y, al mismo tiempo, compartir con el prójimo
la injuria, el hambre, los golpes,
las breves alegrías.
Porque lo fascinante de nuestro tiempo,
como en todos los tiempos,
es lo mas humano y lo mas divino
que se puede pensar:
Jesús y María:
el Verbo de Dios, hijo de un carpintero;
la Sede de la Sabiduría, ama de casa.

CHIARA LUBICH