ATARDECER

ATARDECER
Remar mar adentro

28/10/15

Eligió a doce de entre ellos los llamó apóstoles.



SAN SIMÓN ("Zelotes") Y SAN JUDAS ("Tadeo"), apóstoles
“Subió Jesús a la montaña a orar, y pasó la noche orando a Dios. 
Cuando se hizo de día, llamó a sus discípulos, 
escogió a doce de ellos y los nombró apóstoles” 
( Lc 6, 12-13).
Jesús se pasó la noche orando al Padre antes de elegir a los Doce.
Estamos en uno de los momentos importantes de la vida de Jesús.
Por la mañana, llamó a los discípulos, 
es decir a muchos de los seguidores habituales suyos. 
Eligió a doce de entre ellos los llamó apóstoles.
La oración:
Es entrar en diálogo con Dios.
Es entrar en la búsqueda de la voluntad de Dios.
Es entrar en el plan de Dios.
Es decirle a Dios: “Habla, Señor, que tu siervo escucha”.
Antes de tomar las grandes decisiones de nuestra vida, 
primero es preciso ponernos en sintonía con los planes y la voluntad de Dios.

Señor Jesús, en esa oración nocturna tuviste alguna luz que nos es desconocida.
Si entre tantos jóvenes hombres elegiste a esos Doce sería por alguna razón, 
porque nos parece que no seleccionaste a los más fieles y buenitos.
¿Querías que representaran todas las tendencias del Israel?
Nos llama mucho la atención que uno te traicionara, otro te negara 
y los otros diez echaran a correr.
Gracias porque les enviaste al Espíritu Santo para que fuera su Fuerza.
Gracias.
 Llénanos de este mismo Espíritu en pequeños nuevos Pentecostés.
Amén.

No hay comentarios: