ATARDECER

ATARDECER
Remar mar adentro

17/12/15

Dios es una historia de misericordia encarnada.



 
“Genealogía de Jesucristo...  Jacob engendró a José,  el esposo de María,  de la cual nació Jesús,  llamado Cristo”   (Mt 1,1.16)  


         
El evangelista Mateo en la genealogía de Jesús
 nombra a cuatro mujeres en situación irregular.
“Cristo entró en la raza humana tal 
y como la raza humana es, 
puso un pórtico de pureza total en el penúltimo escalón 
-su madre Inmaculada-
 pero aceptó, en todo el resto de su progenie, 
la realidad humana total que él venía a salvar.
Dios se acerca a nuestra historia, se mete en ella.
Dios es una historia de misericordia encarnada.
Dios, 
que escribe con líneas torcidas 
entró por caminos torcidos, 
por los caminos que-¡ay!- 
son los de la humanidad” 
(J.L. Martín-Descalzo).
Dios deseoso de comunicarse, 
se hace humanidad y acampa en la tierra de los hombres.
El culmen de esta historia de cercanía 
tiene un rostro y un nombre: 
Jesús.
La misericordia es fruto de un encuentro con Jesús.
 Nosotros somos invitados 
a entrar en esta historia de ternura.
Nos acompañan muchos testigos, 
que caminan con libertad y alegría.
 Por la encarnación, 
también tu tierra lleva dentro una semilla de amor.
Déjala crecer.  
Me asombra, Señor,
tu modo de entrar en la Historia de la Humanidad.
Tus caminos de salvación son inefables.
En silencio me dejo alcanzar por tu gracia.
Que tu vida en mí sea un don para todos.
¡Bendita sea tu misericordia!

No hay comentarios: