ATARDECER

ATARDECER
Remar mar adentro

15/4/10

El sacerdote, luz de Dios.

En la catequesis de ayer 

El Papa asegura que la obligación del sacerdote es mostrar la luz de Dios en la confusión de nuestro tiempo.
"El sacerdote jamás debe ser homologado ni homologable a una cultura o mentalidad dominante, sino mostrar la única novedad capaz de realizar una auténtica y profunda renovación del hombres, es decir que Cristo es el viviente, es el Dios cercano, el Dios que trabaja en la vida y por la vida en el mundo", subrayó.
El Papa agregó que nadie puede elegir el sacerdocio para alcanzar la seguridad en la vida, para conquistar una posición social, "el sacerdocio es la respuesta a la llamada del Señor, a su voluntad, para convertirse en anunciador no de una verdad personal, sino de su verdad".

1 comentario:

Monja de Clausura Orden de Predicadores dijo...

En estos momentos tan alborotados que estamos viviendo, mi postura como creyente es estar al lado de Papa y de la Iglesia, a la cual tantos años ignoré y de alguna manera perseguí. Hoy mi entrada también versa sobre el sacerdocio y nuestra amada Iglesia y usted como sacerdote lo tengo permanentemente en mis oraciones.
Con ternura
Sor.Cecilia